Búsqueda Personalizada

viernes, marzo 11, 2011

EL IMPLANTE DEL PRIMER CORAZÓN ARTIFICIAL EN CUBA

Por José A. de la Osa (Granma)
Fotos: Fernando Lezcano

El lunes 12 de marzo de 1991, Granma publicaba la noticia: Tres horas y nueve minutos después de que un equipo de cardiocirujanos, encabezados por el Doctor en Ciencias Noel González, inició la implantación del primer corazón artificial cubano, el CORAMEC comenzó a suplir las funciones cardíacas de un obrero de 37 años de edad, vecino de Matanzas.

El corazón artificial cubano ya está colocado en el tórax del paciente. Obsérvese el ventrículo derecho del CORAMEC. El izquierdo, implantado debajo del derecho, no se percibe en la foto.

El extraordinario acontecimiento científico tuvo lugar en el Hospital Clínico-Quirúrgico Hermanos Ameijeiras, para el logro del cual trabajó aunadamente durante seis años un equipo multidisciplinario de esa prestigiosa institución, del CENIC y el CENSA, fundamentalmente, que hicieron posible la creación de ese ingenio científico, el CORAMEC, que forma sus siglas de las palabras corazón mecánico.

Finalizada la intervención, ese "equipo inteligente" que reúne similares características que las de un corazón humano, como hilo conductor de vida trasmitía al paciente ¡sesenta pulsaciones por minuto!, regulables automáticamente de acuerdo con los requerimientos.

Estas "máquinas" son consideradas por los especialistas como "un puente", que se aplica a pacientes críticamente enfermos y con daños irreversibles del corazón, a fin de ofrecerles un tiempo mayor de supervivencia en espera de la aparición de un corazón biológico compatible para realizarles el injerto.

Durante nueve días, unas 216 horas, latió en el pecho del paciente el corazón mecánico cubano, hasta que fueron detenidas sus funciones al ser realizado el implante de un corazón biológico.

El CORAMEC fue un logro científico resultado del esfuerzo y el talento de más de un centenar de especialistas de diversas instituciones, entre ellos médicos, cardiólogos, cirujanos, fisiólogos; ingenieros eléctricos, electrónicos y mecánicos; matemáticos, cibernéticos y técnicos en montaje de equipos.

Con el inicio del periodo especial en los años 90 del pasado siglo, a lo que se unió el ensañamiento del inhumano bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, este prometedor proyecto debió ser detenido.