Búsqueda Personalizada

viernes, septiembre 24, 2010

PALABRAS QUE VAN Y VIENEN

Palabras
Por Celima Bernal (Juventud Rebelde)


«J’ai Beau chateau, ma tante rit le, rit le, rit le...» significa en francés, «Yo tengo un Castillo bello, mi tía rio, rio, rio...». Los niños hispanohablantes repetían la música, y decían lo que entendían de la letra: «Amambró cható, matarilerilerile...».

Todos conocemos el significado del vocablo mujeriego. «Hombreriega», sin registrar aún, fue creado por nuestro Alejo Carpentier, para calificar, muy justamente, a Paulina Bonaparte, que lo era en grado superlativo. La dama en cuestión, hermana de Napoleón, debe de estar diciéndonos, quizá desde el infierno: «Y a mucha honra». La palabra aparece en la obra El reino de este mundo, de Alejo Carpentier.

Mar adopta género ambiguo: el mar, la mar. Con relación a esto, recuerdo aquella nana española de la que habló en una conferencia Federico García Lorca, durante su estancia en La Habana: «Fui al mar a buscar naranjas,// cosa que la mar no tiene,// metí la mano en el agua,// la esperanza me mantiene». Resulta verdaderamente de una sensibilidad intensa, ¿verdad?

«Debatieron acerca del asunto» es de uso extendido; pero no correcto. Di: Debatieron el asunto.

No hay error en «estamos ya en pleno verano». Pleno es completo, lleno, pero además se dice del momento central de algo.

Oí: «La primer letra que escribió fue la eme»; «la primer causa de muerte es esa». Recuerda que el adjetivo ha de concordar con el sustantivo. Di: La primera letra, la primera causa.

LA RESPUESTA DE HOY

Preludio es lo que precede y sirve de entrada, preparación o principio a una cosa.